La gran aventura del cristal, de José Luis Amorós

Portada

 

José Luis Amorós Portolés es una de las personas a quien más admiro. No solo por su forma de ser y de disfrutar de la vida, también lo admiro porque era un gran científico, un docente estupendo, un maestro inspirador.

Para hacer 4º curso de Geológicas cambié de universidad porque quería hacer una especialidad en la que el Profesor Amorós me enseñase. Los motivos eran que me gustaba su libro “El cristal”, que me gustaba el mundo de los cristales y él era un experto y que sus alumnos hablaban de él con devoción. 

Tuve la oportunidad de aprender de él y de su equipo de investigadores durante doce o catorce años, de crecer con ellos, porque al acabar la carrera fui contratada como profesora ayudante del departamento de Cristalografía y Mineralogía que él dirigía.

Estaba preparando la edición de su libro “La gran aventura de cristal”, cuando era mi profesor de la asignatura de doctorado Historia de la Cristalografía. De su contenido es de lo que nos habló en sus clases, que me encantaron.

Todo lo que acabo de contar suena “batallicas”, a relato del abuelo de la familia Cebolleta, aunque he omitido mostrar el entusiasmo que me produce pensar en José Luis y su grupo de crecedores de cristales y en aquellos años con ellos. Lo he contado para explicar por qué he colaborado en la reedición del libro “La gran aventura de cristal”.

Este libro estaba agotado y un grupo de sus discípulos hemos querido y conseguido reeditarlo, porque es una joya. He sido feliz participando y, sobre todo, releyendo minuciosamente su contenido. Además de muy interesante, es muy amena su lectura.

Omito los detalles sobre Amorós y sobre el libro, que podéis leer muy bien relatados en “La presente edición” y en el “Prólogo”, que han escrito mis compañeros y amigos Victoria López-Acevedo y Juan Manuel García-Ruiz, respectivamente.

Os invito a descargarlo gratis y leerlo, segura de que os va a gustar: http://eprints.ucm.es/33677/

Espero que pronto alguno de nosotros tenga la feliz idea de editar la traducción del libro al inglés, para que pueda leerlo aún más gente, porque es un libro único y vale la pena el esfuerzo. Podrá contar conmigo.